Filosofia i Pensament Ramon Alcoberro amb la col·laboració de Júlia Torres i Canela

LLAMAMIENTO DE LAS MUJERES DEL MOVIMIENTO ECOLOGÍA-FEMINISMO REVOLUCIONARIO

Ramon ALCOBERRO

   En noviembre de 1974 la ONU organizó una conferencia mundial sobre la población en Bucarest. Acompañada por diversas militantes del grupo Écologie-féminisme, Françoise d’Eaubonne se desplazó a la capital rumana y logró colarse en el Palacio de la República donde se celebraban las sesiones solemnes que reunían a las delegaciones oficiales de los diversos gobiernos participantes y a algunas organizaciones no-gubernamentales “respetables”. Allí las militantes ecofeministas depositaron este “Llamamiento a la huelga de procreación” que antes había sido enviado, y publicado, por diversos diarios franceses y había sido apoyado por más de mil firmas.

 

LLAMAMIENTO DE LAS MUJERES DEL MOVIMIENTO ECOLOGÍA-FEMINISMO REVOLUCIONARIO

CONSIDERANDO que el mayor peligro que amenaza hoy en un porvenir muy cercano a nuestro planeta y a la humanidad presenta este doble aspecto: superpoblación global y destrucción de recursos agrícolas y minerales.

CONSIDERANDO que, aunque el peligro de destrucción de recursos afecta especialmente a los países de economía desarrollada, los que están en vías de desarrollo no se encaminan menos al mismo abismo en la carrera por el desarrollo industrial.

CONSIDERANDO que los países de economía desarrollada sufren con más profundidad el mal de la concentración urbana, y los otros el de la superpoblación, pero que están todos abocados a la misma catástrofe final, cuya amenaza todavía está disimulada por el reparto desigual e inicuo de las últimas riquezas.

CONSIDERANDO que el campo capitalista (de monopolio o de Estado) se apresta a sucumbir a la plétora y a la asfixia y que el otro, que vegeta en la indigencia, no considera otros caminos que los que han hecho del primero un moribundo.

CONSIDERANDO que estas diversas observaciones muestran una sociedad enferma y demencial que, incluso, en sus esfuerzos revolucionarios, cambia DE Sistema pero jamás EL Sistema, y no pone nunca en cuestión las estructuras culturales profundas: moral del trabajo, apropiación, expansión, competición, asesinato, todo ello basado en una inmutable JERARQUÍA DE SEXOS y división de sus intereses, fundados sobre el esquema patriarcal universal y sobre la célula familiar.

CONSIDERANDO que China que ha intentado ir más lejos en un esfuerzo sinceramente contestatario solo lo ha hecho al precio de un absoluto desprecio por las realidades sexuales e individuales, que conducen a castrar al ser humano, macho o hembra, y que al tomar el mismo camino industrial retorna al error universal de la sociedad.

CONSIDERANDO que el mundo del Capital ha desvelado su hipocresía proclamando la campaña antinatalista… en el Tercer Mundo, contestando, rapiñando, legalizando y manipulando nuestro derecho esencial: a la procreación o a su rechazo.

CONSIDERANDO que el nacimiento de un solo niño en un país de economía desarrollada equivale a un desequilibrio ecológico (superpoblación o destrucción de materias primas) entre 20 y  25 veces superior a  la de un niño en Chile o en Bangladesh y que la informática nos predice, si nada cambia, LA MUERTE  POR HAMBRE DE 500 millones de niños ente 0 y 13 AÑOS  DE AQUÍ AL AÑO 2010 (es decir, de criaturas todavía no nacidas), y que esta amenaza ecológica y demográfica es la consecuencia directa de lo que, en la antigüedad fundó el patriarcado mediante dos apropiaciones: la Fertilidad (agricultura convertida en propiedad macho) la Fecundidad (descubrimiento de la paternidad), que implicaba, pues, el sistema macho, del cual el Capitalismo es solo el último estadio, al sobrexplotar y sobrepoblar la tierra sin la más mínima consideración ni hacia la tierra ni hacia las mujeres:

NOSOTRAS, MUJERES DEL MOVIMIENTO ECOLOGIA – FEMINISMO REVOLUCIONARIO, declaramos:

a) Nuestra resolución para tomar en nuestras manos el control de nuestro destino, el de la demografía en solidaridad con nuestras hermanas de Tercer Mundo y nuestra voluntad de cazar y de combatir a todos los niveles el sistema patriarcal que sirve de fundamento, para nuestra opresión, A TODOS LOS OTROS;

b) Nuestra resolución particular para combatir por todos los medios la instauración insensata de la industria nuclear de fisión, desinada no a reemplazar algunas fuentes de energía, sino a alimentar la guerra y el beneficio y que exige una sociedad policíaca.

c) Nuestra DECISIÓN (a título de primera advertencia) de proclamar y organizar una huelga de maternidad de UN AÑO POR LO MENOS en los países de economía desarrollada que llevarán a cabo la mayoría de nuestras adheridas capaces de procrear; y animamos a las mujeres de otros países a que nos imiten para manifestar su poder, indispensable para la continuidad de la especie y de la Historia, que ninguna ley puede hurtarnos.

EXIGIMOS: que termine el robo de los bienes de la VIDA de los cuales somos las administradoras; que se detenga la inflación demográfica que tan bien recubre el desprecio hacia nuestra condición y nuestra dignidad; la limitación del “trabajo” productor de inutilidades y de contaminación; de la deforestación producida mediante cantidades de trabajo malversado; la destrucción o la paralización de las criminales Centrales Nucleares reemplazadas por “energías renovables” que descentralizarán las fuentes de producción y, por lo tanto, el Poder; el fin definitivo de toda industria de guerra, y especialmente

LA ABOLICIÓN TOTAL E IRREVERSIBLE DEL SEXISMO Y DEL PATRIARCADO

 

Llamamiento de las mujeres a la huelga de procreación. Movimiento Ecología – Feminismo, 1974

 

 

 

 

 

 

© Ramon Alcoberro Pericay